martes, 29 de mayo de 2012

Tu Psique




Dentente un momento a escuchar los lamentos de la psique, ¿Qué gritan? ¿Qué te piden? ¿A quién te recuerda esa voz ignorada en la profundidad de tu mente?,esa misma a la que relegaste a último término, aquella de la que quieres ser dueño, aquella a la que dices darle tu corazón. Detente a ver esos ojos un momento y siente como quieren atraparte en su mirada, en esa mirada que pocas veces ves y quien sabe que tanto le dices con tus ojos. ¿Qué les dices? ¿Por qué no lo dice tu boca?¿ Por qué cuando hablas dices lo más hostil que se te ocurre? No puedes ser crítico si no te criticas a ti mismo. Tus palabras disparadas como flechas puntiagudas, afiladas, pentrantes, atraviesan ese pecho en el que escondes y reposas tu cabeza con placer, laceran los sentimientos que tu ayudaste prosperar.

Detente un momento a sentir, a sentir como se eriza esa piel al callar esos lamentos de la psique. Posa tu mano en el vientre que acumula tanto pesar, en el vientre agujerado donde se resiente el poder de tus palabras. Sueño con pasillos de interminable extención, donde solo veo repetir y repetir, arcos ornamentales uno tras otro, es de noche y voy sola.

 Detente a ver la psique que esta desgastandose en busca de soluciones, en busca de tu felicidad y en busca de la propia. Silencio es lo mejor que sabes hacer, silencio es lo único que obtengo de ti, silencio acústico y silencio emocional.
Te sientes a salvo en tus ideas y tus que haceres, te sientes resuelto y confiado de que tienes todo lo que quieres. Eres el arquitecto ideal de tu propio ser, te sientes completo y asi estás bien. No necesitas más que continuar así ¿Y para qué detenerse por alguien mas? Mientras yo este bien y tenga lo que quiero que importan los demás. No cederás ni un poco más, si tienes dudas no las dirás y solo manifestarás aquellas con las que logres intimidar. Haz sabido bien trabajar en ti, y te gusta seguir haciendolo, que bueno que todo te salga bien.
Quien fuera tu para seguir su trayectoria sin parar; quien fuera tu para no sentir nada, quien fuera tu para ser tan impenetrable y tan perenne ante cualquier sentimiento de debilidad, inferioridad, angustia tristeza y a veces hasta de amor.
 Te sientes fuerte e inquebrantable, siguiendo tu curso como si nada pasase, si escuchas lamentos, si escuchas rapsodias de amor, si escuchas reclamos de angustia y dolor, si escuchas mensajes de auxilio, no te detienes, no hay quien lo haga, pasas por el puente y lo derribas para que nadie lo cruce, no te detienes y tampoco esperas a nadie, solo sigues tu curso y no miras atras.

Que facil es ser tu sin nada que lamentar. Eres el arquitecto ideal de tu ser, te crees perfecto y sin fallas en tus cimientos. Quien fuera tu para no sucumbir a tanto sentimiento absurdo que existe, quien fuera tu para no sufrir. Que bien que controlas tus sentimientos, casi te creo cuando dices que todo esta bien, cuando dices que nada te perturba, cuando actuas "normal".

Que psique tan fuerte has de poseer, que nada te tumba, nada te hiere, y nada te deslumnbra. Es tan dificil cautivar a ese corazón tuyo.Ese corazón de hielo que dice buscar amor, pero que tan pronto siente un tibio vapor o las poderosas llamas de los sentimientos se aleja como iceberg en el oceano. Conservando su gelidez, protegiendo su interior, rachazando el calor.

Quien fuera ese tempano de hielo que sigue sobre el mar helado, quien fuera ese arquitecto perfecto de su propia autonomía, quien fuera ese arquero veleidoso con mordazes palabras, quien tuviera esa psique tan densa que no deja entrar ni salir nada.

Quien fuera tu para no sentir nada. Quien fuera tu para disimular tan bien aquellos sentimientos de los que jamas me hablarás con sinceridad.